Practicando macro

Hacía tiempo que no hacía macro, de hecho, tal vez más de un año o casi dos. Mirando hacia atrás me parece un tiempo totalmente desaprovechado en el que seguramente he perdido habilidad para esta técnica ya de “per se” difícil, especialmente con máximas aperturas. Así que el otro día vi la oportunidad en una salida familiar organizada por ACFAE al mariposario Butterfly Park de Castelló d’Empúries. No es lo mismo que salir al campo, lo sé, pero si un buen ejercicio para refrescar conocimientos y poner a prueba habilidades en compañía de otros fotógrafos y la família, lo que permitió pasar una mañana agradable.

Todo esto lo digo porque no pretendo engañar a nadie ni hacer pasar fotos por lo que no son. No se si se podría decir que las mariposas están en cautividad porque realmente vuelan libres por un recinto acotado pero si que se podría decir que están en semi libertad lo que favorece que encontrarás muchas en prácticamente casi toda la vegetación en un momento u otro. Y esto facilita mucho o mejor dicho, prácticamente anula el trabajo de tener que buscarlas.

 

 

Además estas mariposas están alimentadas para garantizar al máximo su supervivencia. Y para que veáis que no me escondo nada…

 

 

 

Puede gustar más o menos este tipo de espacios en cuanto a ir a tomar fotografías macro pero a mi no me desagrada. Obviamente es más gratificante el fotografiar ejemplares autóctonos y en libertad pero yo en este caso separaría un simple ejercicio de fotografía macro, que es lo que os muestro, con la práctica real de la fotografía macro en exteriores.

Saludos y hasta la próxima entrada!